Álvaro Ortega, el árbitro asesinado por Pablo Escobar

Silvia Montes 15/11/2016 17:41
El 15 de noviembre de 1989, se efectuó la orden que dio el narcotraficante de asesinar a este árbitro por una polémica decisión que afectó a su equipo.Cada 15 de noviembre, se cumplen años del asesinato de Álvaro Ortega, el árbitro al que Pablo Escobar mandó ejecutar.

El famoso narcotraficante de la serie ‘Narcos’ era un ferviente seguidor de su equipo de fútbol, el Independiente de Medellín. El 26 de octubre de 1989, Ortega fue «sentenciado a muerte» por Escobar tras su arbitraje del partido en el estadio ‘Pascual Guerrero’ de Cali, en el que el América se impuso 3-2 al Medellín. Su «delito», anular el gol de chilena de Carlos Castro, al considerar que había falta peligrosa, y evitar el empate a falta de dos minutos del final.

La sentencia sobre el árbitro, de 32 años y padre de dos hijas, se ejecutó 19 días después. Ortega, fue designado por sorteo como el primer linier del intrascendental partido de vuelta entre el Medellín y el América en el estadio ‘Atasio Girardot’, con un equipo arbitral completado por Orlando Reyes y Jesús Díaz, árbitro muy reconocido en su época.

A Alvaro Ortega le tocó salir del estadio Atanasio Girardot, el 15 de noviembre de 1989, custodiado por la policía, después fue asesinado.

Díaz, amigo personal de Ortega, intentó disuadirle para que no arbitrara este partido, pero no lo consiguió. Al llegar al hotel, Ortega recibió una llamada anticipándole su fatídico destino, aunque no la quiso comentar. El partido terminó 0-0 y tras pasar por el hotel, salieron a cenar. En su camino fueron abordados por un coche que se acercó a ellos a gran velocidad. El blanco estaba claro, las balas eran para Ortega y, de hecho, el sicario le dijo a Díaz que se apartara.

Tras un primer disparo que alcanzó en la pierna de Ortega, el sicario le disparó hasta nueve veces más para terminar diciendo a Díaz, «‘Chucho’, tranquilízate. No nos metas en problemas con el patrón. No te queremos hacer daño».

Díaz acudió en ayuda de Ortega e intentó trasladarle de inmediato a un hospital. No fue tarea fácil: ningún coche paraba, un taxi se negó a hacerlo por la sangre de la víctima e incluso un viandante que fue a ayudarles aprovechó la ocasión para robarle la cartera a Ortega.

Al llegar a la clínica Soma, el árbitro recibió los primeros auxilios, «pero a los pocos minutos el médico que lo atendió me llamó y me dijo: ‘Chucho, no se pudo hacer nada, llegó muerto», relató Díaz.

El narco-fútbol

El documental «Los dos Escobar» se basa en la influencia de los narcotraficantes en el fútbol de la épica con el objetivo de blanquear su fortuna. Así, «El Mexicano» se centró en el Millonarios, Miguel Rodríguez en el América y Pablo Escobar en el Medellín y en el Atlético Nacional.

Este vídeo habla de ello, del denominado ‘narco-fútbol’ y del asesinato del mencionado árbitro Álvaro Ortega.

El club que manejaba Pablo Escobar, el Atlético Nacional, se proclamó campeón de la Copa Libertadores de 1989 bajo la sospecha de que el narcotraficante influyó porque así ocurriera.

Uno de los hombres que estuvo detrás del arbitraje, confesó en televisión las amenazas que recibió antes de este partido. «Acá esta la plata, tiene que ganar el Nacional. Saltaron por las camas, con la ametralladora…», comentó.

Por otra parte, John Jairo Velásquez, alias ‘Popeye’ y mano derecha de Pablo Escobar, también habló de la labor del jefe del cártel de Medellín en el fútbol de la época. Sin embargo, negó tajantemente que comprara la Copa Libertadores para el Nacional.

Lo que sí reconoció es que Pablo Escobar estuvo detrás de la orden de asesinato de Álvaro Ortega.

Total Page Visits: 86 - Today Page Visits: 4
Etiquetas: ,
Previous Post

Hacienda Nápoles, bajo la sombra del capo

Next Post

EL ÚLTIMO PARTIDO DE PACHO HERRERA